Today Is A Gift, That's Why It's Called Present

domingo, abril 08, 2007

Salté

Ayer por la tarde salté y tras el salto al vacio viene el miedo.
Tanto miedo. Por todo.

5 comentarios:

doble visión dijo...

jo!!!
¿pero hacia donde has saltao niña!?....no nos asustes...¿llevabas paracaidas?....

besotes
marcelo

Alba dijo...

Si no saltamos nos quedamos con la duda, el miedo solo nos ayuda a crecer. Creeme, lo mejor que podemos hacer es perder el miedo a tener miedo. Nos ayuda.

Besotes de colores burbujita preciosa

Aran dijo...

Si no saltas nunca, si no guardas el miedo en un cajón con llave y lo dejas en casa... ¿que nos queda en la vida? Sé que es dificil encerrarlo así que FELICIDADES PEQUEÑA

Dammy dijo...

Tranquila, en realidad el miedo es algo que se lleva dentro y algo que en muchas ocasiones nos generamos nosotros mismos... Tómatelo todo con más calma, mucha más calma, ese es el secreto, que reduzcas de quinta a tercera o incluso si hace falta a segunda, poco a poco, así será como algún día de una forma natural te darás cuenta que el coche se conduce sólo. ;-)

Un besico.

Ika dijo...

No es malo saltar.... a veces si no corres los riesgos.... te quedas con las ganas de saber que habría pasado!!!

Y si saltas muy alto y sale mal.... yo te doy la mano para ayudarte a levantarte vale???

Besotes!